Compartir:

La conversión digital
María del Pilar Martínez-Costa
La radio en la era digital
El País/Aguilar
Madrid, 1997, 180 págs.

La radio es quizá el medio de comunicación más sensible a los cambios tecnológicos, políticos, económicos y sociales, en especial a estos últimos. Los últimos diez años han acelerado la introducción de innovaciones tecnológicas. Una vez más, la radio —cuyos contenidos y funciones sociales han estado marcados por la evolución permanente de las técnicas de producción, distribución y recepción de mensajes- se enfrenta a un cambio radical y decisivo a estas alturas de siglo, el cambio introducido por la radiodifusión digital, un fenómeno "que exigirá de los operadores de red, de los radiodifusores, de la industria, de los investigadores del medio y de los oyentes una nueva forma de pensar, hacer y oír la radio".

Pilar Martínez-Costa ha realizado un trabajo minucioso de análisis y valoración de todo este fenómeno para ponerlo a disposición del público y, en especial, de los profesionales de la radiodifusión, que acogerán esta obra con interés. La radio en la era digital analiza la evolución de lo que hoy se conoce como Digital Audio Broadcasting (DAB) -para muchos, la revolución más importante en la historia de la radiodifusión sonora—, identifica el conjunto de circunstancias que han concurrido en el proceso de su introducción y trata de interpretar la función que va a desempeñar en la transformación del paisaje radiofónico del próximo milenio.

El libro está estructurado en cinco capítulos y un epílogo que ofrecen una visión completa de la radio digital. Pilar Martínez-Costa explica las características de los sistemas digitales y las innovaciones que han introducido en los procesos de producción, emisión y recepción de las señales de radio; también analiza los cuatro grandes problemas con los que la radio digital se ha encontrado a lo largo de su implantación (la localización de las emisiones en el espectro de frecuencias, la introducción simultánea de servicios terrestres y por satélite, el consenso sobre el sistema mundial que debe adoptarse y la forma de financiar la infraestructura técnica de emisión y recepción). La radio en la era digital aborda también las alternativas del DAB en Europa, prestando una atención especial al World DAB Forum y al caso español. En el último capítulo del libro se presentan las alternativas de la radio digital en Estados Unidos, las razones por las que este país se muestra contrario al sistema europeo y las ventajas y defectos del sistema americano IBOP, además del desarrollo que el DAB ha alcanzado en países como Canadá, Japón, etc. Termina Pilar Martínez- Costa este completo estudio con un análisis de las circunstancias por las que la radio digital se ha convertido en el factor desencadenante de todas las transformaciones que sufrirá este medio de comunicación en el próximo milenio.

Al final de la lectura del libro, no le quedarán dudas al lector de la obligada "conversión" digital de la radio, aunque su introducción en el mercado esté resultando algo lenta en comparación con el ritmo de la investigación y el desarrollo tecnológico en este campo. Como explica la autora, los radiodifusores están obligados a invertir en DAB "porque será la manera de competir en el mundo multimedia, sobre todo en los hogares, donde la radio tiene que integrarse al resto de la oferta interactiva". Se hace por esa razón más que nunca necesario definir los contenidos y los servicios que presta y puede prestar la radio; no en vano "la programación es la llave que hará despegar definitivamente el DAB". Pero para ello es importante asumir que el DAB es un sistema complementario y no sustitutivo de las tradicionales AM y FM.

"La implantación de la radio digital supone cambiar el concepto y la estructura tradicional de la radio"; la radio digital impone a este medio el reto de integrarse a otros en una oferta multimedia. El camino no tiene marcha atrás. Pilar Martínez-Costa ofrece al lector en La radio en la era digital una guía completa y exhaustiva de este fenómeno y las claves de un debate aún inacabado.


Compartir: