Askar Shomanov

1 publicaciones 0 Comentarios
Politólogo. Vicepresidente del Instituto Nacional de Economía y Política de Kazajastán

Panorama preelectoral en Kazajistán

Hay mucho que ganar (y que perder) en las elecciones presidenciales del 4 de diciembre del 2005 en la República de Kazajistán. La mayoría de los analistas políticos son cada vez más conscientes de que el proceso de democratización tiene que dar cabida también al pragmatismo y a la modernización del país.Este año las elecciones en Kazajistán van a tener lugar en un contexto complicado tanto interno como internacional. Por un lado, la campaña electoral no está al margen de los recientes hechos que han tenido lugar en el área postsoviética, conocidos comúnmente como las «Revoluciones de colores»: Revolución rosa en Georgia, naranja en Ucrania y amarilla en Kirguizistán, símbolos adoptados por los grupos de oposición que querían instalar un régimen prooccidental en el poder. Por otro lado, la fecha de las elecciones tiene lugar, accidental o deliberadamente, justo con el momento en que se entra de lleno en un periodo de profundas reformas políticas.Si bien la situación en torno a los «cataclismos de colores» no plantea dificultades, el panorama interno en el que se está desarrollando la campaña electoral es mucho más complicado. Una de las razones es la aparición de nuevas fuerzas políticas en esta campaña electoral que no existían en las precedentes. Diez personas son candidatas. Entre ellas, al menos tres de ellos tienen serias intenciones de hacerse con el cargo.VARIOS CANDIDATOS , UN SOLO TITULAREl principal candidato es el actual jefe de Estado, Nursultan Nazarbayev. Los expertos coinciden en que Nazarbayev tiene las mayores posibilidades de hacerse con un nuevo mandato. Su principal ventaja es que cuenta con la confianza incondicional de la población kazaja, que ha experimentado los beneficios socioeconómicos de las reformas comenzadas por Nazarbayev en 1999. Si tenemos en cuenta que los electores votarán sobre todo pensando en sus bolsillos, podemos suponer que la victoria del actual presidente en las elecciones está casi asegurada.El competidor más importante de Nazarbayev es el único candidato de la oposición, Jarmakhan Tuyakbai, que fue portavoz de los Majilis (la cámara baja del Parlamento kazajo). Según encuestas recientes sobre las elecciones, Tuyakbai es la figura más prometedora en los círculos de la oposición y por ello es percibido como un oponente serio.El tercer gran candidato es Alikhan Baimenov, que tiene gran experiencia de gobierno, ya que antiguamente fue jefe de la Administración del presidente. Tras abandonar la Administración, Baimenov se unió a la oposición, y durante los últimos tres o cuatro años ha trabajado a su lado. Su imagen de «oposición constructiva» se vio alterada cuando, a principios de este año, rompió oficialmente sus relaciones con la actual corriente de oposición.En cuanto al resto de los candidatos al cargo presidencial, hay múltiples razones que hacen de ellos candidatos de segunda categoría. Algunos son «llaneros solitarios» y otros son completamente desconocidos para el electorado y no son sino candidatos supernumerarios. De manera general, este grupo depende de los votos protesta. Así, en un sondeo realizado en primavera cuya pregunta era: «¿Qué votaría usted si las elecciones fueran mañana?»,...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies